Compartir

La moneda se fortaleció ayer, ante un debilitamiento del dólar, debido a las apuestas de una pausa al ciclo de aumentos de tasas de interés de la Reserva Federal. Este desempeño en particular se puede atribuir al consumo privado y a las presiones inflacionarias que muestran una tendencia a la baja, indica un analista.

El peso mexicano avanzó con fuerza contra el dólar estadounidense el miércoles, ante un debilitamiento global del billete verde.

Después de conocerse el dato de inflación de Estados Unidos, la moneda alcanzó un nuevo mínimo no visto desde julio de 2017: concluyó en el nivel de 17.5582 unidades por dólar, su mejor registro de cierre desde julio de 2017, con datos del Banco de México (Banxico). Frente a un cierre de 17.7586 unidades ayer, mejoró 20.04 centavos o 1.13 por ciento.

El par operó en un rango abierto con un máximo de 17.7706 unidades y un nivel mínimo de 17.5504 unidades.

Como destacó El Economista, el tipo de cambio exploró una zona no vista desde el 21 de julio de 2017. «El peso continúa en clara tendencia de apreciación, con un rango a observar entre 17.50 a 17.80 unidades», dijo Juan Carlos Cruz, docente de la EBC.

«La apreciación del peso se debe a los datos macroeconómicos que en su mayoría has salido mejor a lo esperado, como el crecimiento del PIB – ligeramente mejor, pero con preocupación por la ralentización, datos de empleo, deuda pública a pesar de que ha incrementado en este año , en promedio está por debajo de sexenios anteriores, datos de inflación que han venido mejorando en donde hay que recordar que el primer trimestre el dato de inflación subyacente no disminuye como se esperaba y que este dato ya desde el mes pasado ha mostrado una mejora», indica a AméricaEconomía Marco Cruz, Analista de Mercados México de XTB Latam.

Cruz considera que el desempeño de la moneda, en particular, se puede atribuir al consumo privado y a las presiones inflacionarias que muestran una tendencia a la baja.

TE PUEDE INTERESAR  Entregan estipendio de “Somos Venezuela» y «Gran Misión Chamba Juvenil” por el sistema Patria

INFLACIÓN Y TASAS

La inflación general anual en Estados Unidos se moderó en abril y se ubicó en 4.9%, en un mínimo no visto desde abril de 2021, informó el Departamento de Trabajo. Los datos dan respaldo a apuestas de una pausa al ciclo de alza de tasas de interés.

«Los mercados apuestan fuerte por una pausa a las alzas de tasas de la Reserva Federal», explicó CI Banco. «Este reporte fue interpretado como que continúa el enfriamiento de las presiones inflacionarias, dando argumentos para el escenario de pausa».

«Lo que no se puede dejar a un lado es la preocupación por los temores de una crisis de la banca estadounidense y ante signos de enfriamiento económico. Es la segunda moneda en lo que va del año con mejor desempeño frente al dólar, ante la comparación de monedas emergentes», enfatiza Marco Cruz.

Para el experto, el efecto más importante es que Banxico BANXICO se desligó completamente de lo que venía realizando la FED, es decir , su agresividad por atacar la inflación ha dado resultado importante en el control de la inflación , llevando a máximos históricos las tasas de interés.

Esas no son buenas noticias para el país de AMLO.

«En corto plazo podría poner en riesgo el crecimiento económico, ya que podría afectar al PIB por amenazas en la competitividad de las exportaciones -que han aumentado considerablemente en los últimos 16 meses- que le podría restar competitividad frente a productos de otros países», enfatiza.

Luego teoriza que ahora con el nearshoring, «podría estar blindado el comercio mexicano y podría atraer mayores empresas extranjeras a posicionarse en México, como el caso de tesla. Es decir, el consumó y el capital privado en México es una buena opción ya que el producir más barato no tiene que ser la mejor opción, tal vez producir y el tener el acceso a los bienes que necesitas en un momento de crisis tal vez es más importante que el precio al cual lo fábricas. Pero con dos ventajas en estos momentos: calidad o mano de obra calificada y costo de mano de obra económica», aclara.

TE PUEDE INTERESAR  Maduro crea fondo especial para financiar a pequeños productores agrícolas

Los operadores de futuros de los fondos de la Fed prevén ahora que el banco central va a mantener sin cambios su tasa clave en su próxima decisión, con 93.9% de probabilidades (entre 5.00% y 5.25%), según la herramienta Fed Watch, de CME Group.

La víspera, el peso ya había recibido un impulso de datos que tendrían un efecto sobre la política monetaria local. Los operadores reaccionaron positivamente a la inflación local de abril, que continuó su tendencia de bajada por tercer mes consecutivo.

¿Qué significa esto para exportadores e importadores de países latinos a México?

En general para gente que tiene negocios en México o con México, «significa una oportunidad de crecimiento, las condiciones del nearshoring con una mano de obra económica, pero además de calidad, posicionaría a México como un país bastante competitivo ya que cumpliría con 2 requisitos esenciales; calidad y mano de obra económica.

El ejemplo fue previo a una recesión, añade el experto: trajo un alza de desempleo, influyó en mayor inflación, «pero en 2010 las condiciones eran diferentes, ya que se venía de una recesión severa producida por la crisis suprime, aumentó el desempleo, no hubo una inflación elevada, por lo contrario, fue controlada y [tuvo] el mismo efecto de remesas que en este momento», dice.

«Para el futuro cercano, se espera que el tipo de cambio siga fortaleciéndose y aquí es donde todo dependería de la amenaza que existe hoy por hoy con la crisis bancaria estadounidense, desde luego que una afectación en el PIB también podría afectar al super peso en estos momentos. Y que sería difícil de justificar en dado caso de conocerse un deterioro en la productividad total de los factores de México», finaliza Marco Cruz.