Compartir

En agosto del año pasado, el banco brasileño informó sobre la intención de compra de la financiera popular; entidad se ha enfocado en rentabilidad.

Nueve meses después de haber anunciado la intención de compra de la sociedad financiera popular (sofipo) Ictineo por parte del banco brasileño Bradesco, una de las instituciones bancarias privadas más grandes de América Latina, ahora se sabe que dicha operación se concretaría en el último trimestre del 2023.

De acuerdo con información proporcionada por Ictineo, mientras se concreta esta transacción, la financiera popular ha buscado la rentabilidad en sus números, por lo que, en menos de 12 meses, luego de su reactivación, logró alcanzar su punto de equilibrio, cuando la mayoría de las instituciones financieras lo logra en un lapso de tres a cinco años.

«Estamos orgullosos de nuestro desempeño después de la pandemia, nuestros clientes tienen un año con nosotros y logramos el punto de equilibrio en menos de 12 meses, algo que generalmente toma años en el sector», destacó Pedro Leyva, director de Ictineo.

De acuerdo con las cifras de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV), a febrero pasado, esta firma registró utilidades por 16,482 pesos, para así sumarse al selecto grupo de sofipos que generan ganancias.

Figura deseada

En los últimos años, la figura de sofipo se ha vuelto objeto del deseo por parte de empresas de otras figuras, debido a sus características, entre las que se encuentran:

* Opción de captar ahorros del público en general.

* Otorgar créditos.

* Recibir pagos de servicios por cuentas de terceros.

TE PUEDE INTERESAR  Rpay de Reserve suspenderá servicios en moneda local y comienza una reestructuración

Esto, para algunas empresas hace más sentido que otros modelos, como, por ejemplo, las Instituciones de Fondos de Pago Electrónico (IFPE), reguladas bajo la Ley Fintech, y que no pueden ofrecer créditos, ni captar ahorro del público general.

En este contexto, se han dado algunas transacciones y están en puerta otras. Por ejemplo, la sofipo Akala fue adquirida por Nu México y se está a la espera que la financiera popular Sefia concrete su adquisición por parte de la fintech Klar.

La adquisición de Ictineo por parte de Bradesco le permitiría al banco brasileño complementar su oferta en México, ya que actualmente cuenta con un producto de crédito llamado Bradescard.

«El acuerdo permitirá a Bradescard contar con la autorización regulatoria para distribuir nuevos productos en México. El cierre de la transacción está sujeta a la aprobación de las autoridades de México (CNBV- Comisión Nacional Bancaria y de Valores) y Brasil (Banco Central)”, detalló el banco hace algunos meses cuando anunció la intención de compra.

Antes que Bradesco, hubo un intento de adquisición de Ictineo por parte de una tecnológica financiera; sin embargo, la CNBV rechazó el acuerdo, lo cual afectó su nivel de capitalización (Nicap) pero inmediatamente se restituyó el capital necesario. A enero pasado, el Nicap de esta entidad era de 187%, cuando el mínimo requerido para sofipos es de 130 por ciento.

Ahorro y crédito

Mientras se concreta la operación, Ictineo ha buscado mantenerse competitivo en el mercado con opciones de crédito e inversión. En materia de financiamiento, la sofipo se ha enfocado en segmentos como comercios ambulantes y actividades agrícolas.

TE PUEDE INTERESAR  CAV aclara los mitos sobre seguros en Venezuela

«Nuestro crédito promedio va desde los 5,000 hasta los 40,000 pesos, y muchos de nuestros clientes solicitan 40,000 pesos como crédito promedio», destacó el director general de la entidad.

En materia de inversión, la entidad ofrece rendimientos que van de 9% a 12% en periodos de tres meses a un año, con montos a partir de los 10,000 pesos.

Para este año, la firma prevé colocar 100 millones de pesos de cartera.